Sobre bebés que revolucionan vidas
ser mamá por primera vez
Maternidad

5 cosas que debes saber antes de ser mamá por primera vez

¿Te estás planteando ser mamá? Mira estas 5 cosas que tienes que saber antes de ser mamá por primera vez. Aunque ser madre puede ser lo mejor que te ha pasado en la vida, habrá días en que pensarás: “¿quién me mandó meterme en esto?” y aunque hay momentos inmejorables e inolvidables, también hay muchos otros que sin duda no podrás olvidar, ¡pero por lo mal que se pasa!

Cosas que debes saber antes de ser mamá por primera vez

Escojo estas cinco situaciones, porque aunque parecen tópicos son realidades, y es necesario tenerlas en cuenta. Y más que nada porque cuando te sucedan, necesitarás estar preparada psicológicamente.

1. Nunca volverás a dormir a pierna suelta

Puede que te toque un angelito de hijo que no de nada de guerra. De esos que duermen del tirón desde que son bebés. Yo personalmente, eso no lo he vivido y a día de hoy, 26 meses después de haber parido, son raras las ocasiones en las que he podido dormir una noche entera del tirón.
Como siempre digo – para darme ánimos – ¡dormir está sobrevalorado!
En cualquier caso, sea tu hijo un santo o sea de los que quiere teta cada 2 horas… te despertarás preocupada por si se ha destapado y tiene frío, por si tiene calor, por si ha tenido un escape de pis, porque ha llegado disgustado del cole, porque le ha salido pelusilla donde le saldrá el bigote, porque se ha echado una novia que no te gusta nada, porque se va a la universidad, porque se va de casa, porque, porque, porque…. así toda tu vida. Vamos, que no vas a volver a dormir jamás.

2. Los primeros 3 años no irás al baño sola

No, te lo digo en serio. Ir al baño se convertirá en una excursión súper divertida. Y si te entran ganas de sentarte un rato en la taza, pues no te preocupes porque conseguirás hacerlo perfectamente mientras el bebé mama. O cuando está más crecidito, con él en brazos mientras le consuelas, o le cuentas un cuento…
Justo, justo, en el momento en el que cierras la puerta del baño, y pones el culo en la taza, oirás: “Mamáaaaaaa” y a continuación tu peque entrará sonriendo para hacerte compañía.
Adios complejos y tranquilidad. Todas las necesidades básicas se hacen en familia

3. Despídete de tu vida sexual tal y como la conocías

Sea como fuere antes de ser madre, tu vida sexual se verá reducida al menos en 10 veces… ni tiempo, ni fuerzas, y con la lactancia, ni ganas….
Sí, este es uno de los daños colaterales de la lactancia. Mientras das de mamar a un hijo, la naturaleza es sabia y no quiere que tengas otro. Así que las ganas de sexo desaparecen como por arte de magia.
Y si no desaparecen, la magia la tendrás que hacer para que el bebé no se ponga a llorar en el mejor momento….

4. Te alimentarás de sobras

Si tienes la suerte de tener a tus padres cerca y poder ir de vez en cuando a comer a su casa, perfecto. Si no, durante la baja maternal empezarás a comer cualquier cosa que haya en la nevera y a deshoras, porque el bebé absorberá todo tu tiempo.
Pero ojo con esto, si estás dando el pecho deberás alimentarte súper bien
Piensa que lo que tú comes, es lo que el bebé come a través de la leche materna y además puedes acabar con una buena anemia si no eres rigurosa con la comida y no tomas vitaminas.
Cuando ya crecen un poco, te esmerarás en dar lo mejor a tus hijos, te marcarás unos platos de campeonato, y luego por no tirar lo que no se han comido, acabarás comiéndote todas las sobras del plato.

5. Todo el mundo sabrá más que tú sobre maternidad

Sobretodo otras madres y ahí entran las abuelas de la criatura. Siempre habrá gente que opine sobre tu forma de hacer lo uno o lo otro. Tú escucha, y si te va bien, adapta las recomendaciones, y si no, pasa olímpicamente. Asiente con la cabeza y da las gracias, aunque por dentro pienses: “Ok, haré lo que me de la gana”. Porque tu hijo, es tu hijo, y cada una lo hacemos lo mejor que podemos.
La experiencia es la madre de la ciencia. Pero en materia de hijos, lo mejor es hacer caso a tu instinto y al pediatra
Si vas a ser mamá por primera vez, ten en cuenta estas situaciones con las que te encontrarás tarde o temprano. No siempre son agradables, pero tómatelas como parte de tu nueva vida, con mucha filosofía y con mucho humor. Es la mejor manera de superar los días de mal comer y poco dormir.
Yo añadiría el postparto, pero eso da para un post a parte, jajajajja. Y tú, ¿qué otros tips podrías destacar y que sería bueno conocer antes de ser mamá por primera vez? Cuéntanos y gracias por compartir 
img: alexandralexey / 123RF Foto de archivo

Documentalista, entusiasmada con el Marketing Digital y sobretodo mamá de Mateo. Un pequeño ser que cambió mi vida de manera radical, profesional y personalmente.

Este artículo tiene 1 comentario

  1. Pingback: 5 cosas que te ocurrirán después del parto ⋆ MenudoBebé

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies